Noticias

Cabecera

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

Viaja al Medio Maratón de Nueva York del próximo mes de marzo y descubre una ciudad que tiene todas las posibilidades del mundo

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

VIAJA AL MEDIO MARATÓN DE NUEVA YORK

Todas las grandes carreras del mundo tienen algo especial. Algo que las convierte en eternas, en auténticas instituciones de nuestro deporte. Pero cuando hablamos del pruebas como el Medio Maratón de Nueva York lo hacemos de una carrera que muy pocas pueden igualar en el mundo. Por su localización, por su recorrido, por su ambiente y por todo lo que rodea a una prueba que es mucho más que 21 kilómetros y 97 metros.

¿CUÁNDO ES EL MEDIO MARATÓN DE NUEVA YORK?

El Medio Maratón de Nueva York se celebra cada año en el mes de marzo (en 2020 será el día 15 de dicho mes). Si participas en esta carrera para la que Sportravel tiene preparado un viaje espectacular disfrutarás de un recorrido urbano al 100%: desde Central Park a Battery Park bajando por todo Manhattan. Una excusa fantástica para escaparte a la ciudad de los rascacielos y disfrutar de unos días alucinando por sus calles y avenidas como si estuvieras en una de las cientos de películas rodasen su interior.

¿QUÉ PLANES PUEDO HACER EN LA CIUDAD?

Durante el viaje al Medio Maratón de Nueva York con Sportravel tendrás dos días en los que poder conocer la ciudad. Pasear por sus calles, disfrutar de los grandes edificios y de las zonas más tranquilas de barrios como Manhattan y Brooklyn, asistir a espectáculos como los musicales de Broadway o partidos de la NBA, probar sabores de cualquier lugar del mundo o simplemente sentarse en un banco para observar la diversidad de esta ciudad.

En este artículo te planteamos una serie de planes pero durante el viaje contarás con el asesoramiento del personal de Sportravel que te ayudará a elegir lo que más te guste gracias a una amplia experiencia en la ciudad tras años asistiendo tanto al medio maratón como al maratón de la ciudad. Los miradores de los grandes edificios, el tour de la Estatua de la Libertad, las tiendas más espectaculares de la ciudad, los rincones más desconocidos o los restaurantes que no puedes dejar de probar, cualquier duda será resuelta por el personal que te acompañará en este viaje al Medio Maratón de Nueva York.

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

TRES COSAS IMPRESCINDIBLES EN NUEVA YORK

  • EL FERRY A STATEN ISLAND: Aunque parezca mentira, una de las mejores vistas de la ciudad las podrás disfrutar desde el ferry gratuito que conecta Battery Park con Staten Island. Verás toda la zona del sur de Manhattan mientras disfrutas de un pequeño trayecto en un barco que utilizan miles de neoyorkinos cada día para entrar y salir de la isla de Manhattan.
  • TOP OF THE ROCK: Si vas a subir a uno de los miradores que hay en varios de los edificios más altos de la ciudad, no lo dudes: sube al Top of the Rock. Este mirador, que se encuentra en el Rockefeller Center te ofrece una vista fantástica tanto al norte como al sur de la isla de Manhattan. A un lado, la belleza de Central Park. Al otro, el Empire State y el Downtown. Una experiencia única.
  • CENTRAL PARK A LA CARRERA: Vale, ya sabemos que a Nueva York has ido a correr y que probablemente estés harto de tantos kilómetros. Pero un trote por el gran parque de la isla de Manhattan es imprescindible. Despacio, a un ritmo en el que puedas comprobar la belleza de un lugar que al amanecer es espectacular. Aprovecha el cambio de hora con el que madrugarás más de la cuenta para ver la salida del sol desde el lago del Jacqueline Kennedy Onassis Reservoir.

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

CELEBRA TU CARRERA CON UNA BUENA COMIDA

Después de un medio maratón hay que dar tiempo a que el cuerpo se rehaga del esfuerzo que supone haber corrido tanto. Nuestro aparato digestivo necesita reactivarse para volver a ser 100% funcional. Lo ideal, dejar pasar entre 12 y 24 horas para volver a comer “normal” y poder deleitarnos con la gastronomía de la ciudad de los rascacielos.

De la oferta gastronómica post-carrera me quedaría con estas opciones, por su riqueza proteica regeneradora y su aporte de carbohidratos (no tan alto como sería conveniente, pero bueno…) se trata de disfrutar de la gastronomía de Nueva York, caramba.

COMO PLATO PRINCIPAL DEBEMOS OPTAR POR…

…una hamburguesa

Por favor, no te dejes llevar por el influjo de Ronald, el payaso a rayas. Si te gustan los productos de McDonalds, en tu ciudad podrás comerlos. Los locales son muy similares en todos lados y las hamburguesas y acompañamientos que ofrecen, poco difieren entre sí, estés en Sidney, Buenos Aires o Madrid. En Nueva York encontrarás una muy buena oferta de burgers, pero entre todas te recomiendo las que hacen en Shake Shak. Desde las clásicas con cebolla, lechuga y pepinillo, hasta opciones más elaboradas, Se trata de un restaurante de comida sencilla pero de calidad, que empezó hace unos años como un puesto ambulante, que creció muchísimo y que ya ha abierto locales por todo el mundo. Si estás en Manhattan, debes ir al local que tienen en el Madison Square Park y disfrutar del festival de la carne que te ofrecerán. Otra opción es la hamburguesería del hotel Parken Meridien (se llama Burger Joint y está en la calle 56 entre la 7ª y la 6ª Avenida) o una de nuestras favoritas, el Jackson Hole, que está en la 3ª Avenida con la calle 34. Te prometemos que vamos todos los años a deleitarnos después del maratón.

…un bocadillo de Pastrami

Para quien no lo haya probado, un pastrami es un bocadillo hecho con carne de ternera bastante especiada, curada en salmuera y posteriormente ahumada y a veces cocida a modo de fiambre, con un gusto y olor muy característico. Este producto es muy típico de NY desde que los emigrantes judíos procedentes de Rumania lo introdujeron en el país, allá por la mitad del siglo XIX. Cuidado con él pues suele ser más abundante el contenido que el continente. En el Katz’s Delicatessen (en la calle Houston esquina con Ludlow), un lugar fundado por emigrantes rusos, hacen un pastrami exquisito. También somos muy del Carnegie Deli (en la 7ª Avenida con la calle 55), donde te tienes que dejar llevar por el Woody Allen, la tarta de queso de tamaño grandioso y los “pickles” de entrada.

Acompañemos estas delicias de algún refresco o agua. No aconsejaré beber cerveza ni vino en el menú post-maratón, lo siento.

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

Y DE POSTRE…

Después de estas híper proteicas opciones, lo más aconsejable es un postre ligero. La fruta o el yogur serían lo mejor aunque, por un día, quizás nos podemos permitir un postre de más poderío calórico, algo así como…

…una ración Cheesecake

La tarta de queso del Eileen’s Special Cheesecake (en Clevelan Pl. con la calle Kenmare), en el SoHo, es muy especial, esponjosa y hecha con un delicioso y cremoso queso. Nutricionalmente puede ser una bomba, aunque, si realmente te apetece, correr en Nueva York bien se merece un premio como este. ¡La guinda al maratón!

…o ir al Magnolia Bakery

Cita clásica hecha famosa por la serie Sexo en Nueva York, aunque ya hay varias tiendas por todo Manhattan. Aquí encontraremos pasteles y cupcakes de todo tipo. Nosotros somos muy de acudir a la de la Estación Central o la del Rockefeller Center, o la genuina de la calle Bleecker, la que es para muchos la calle más bonita de Nueva York.

Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

Galería de fotos
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera
Medio Maratón de Nueva York: mucho más que una carrera

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.